Primero unos látigazos y luego la esclava se masturba.

Roberto73 / 07:17 /
/
Es verdad que hay fetiches que pueden poner muy caliente a cualquiera, la dominación o la humillación, bueno, tiene su cosa, pero ¿el dolor? ¿que le ven de excitante? Si es que incluso la rubia de grandes tetas, se nota que goza mucho más con un vibrador en su chocho rasurado, que cuando el amo la azota con el látigo.


Tags: consolador, Juguetes, una palmada, vibrador, azotes, Tetas operadas.
Categorías: Jovencitas, Tetas grandes, Fetiches.